0
Comentar
20-03-2017 04:00hs
Motta, la mujer que dice recibir mensajes de la Virgen e incomoda al Vaticano
Compartir
Tamaño Fuente
Imprimir
0
Comentarios
En la noche del 25 de septiembre de 1983, al unísono, se encendieron todas las luces de las casas de San Nicolás de los Arroyos. Los vecinos se alarmaron: creyeron que se trataba de una falla en el sistema, y que algo peor sucedería después…
Pero una vecina, Gladys Quiroga de Motta, madre de dos hijas, contó –temblando–:  “En ese momento vi y oí una imagen extraña, pero no pude reconocerla” Gladys jura que la imagen –el fantasma– ha vuelto. Que tiene la forma  de una virgen. Que se animó a preguntarle qué quería… “y recibí la visión de una capilla”. Es la Santísima Virgen del Rosario, entronizada allí, cuando la catedral era apenas una capilla, en 1884. Un siglo antes. La imagen estaba casi oculta. Le faltaba la mano derecha… y el rosario. Gladys comprende, a su modo, que está frente a un milagro.
El 25 de mayo del 85 llega a San Nicolás una multitud de peregrinos. El 13 de junio se imprimen diez mil pequeños libros con los supuestos mensajes de la virgen a Gladys.
Mensajes simples sobre la fe, las buenas acciones, etcétera. Nada que no haya sido dicho o escrito antes.
El 25 de agosto, el municipio dona a la Iglesia el lugar para levantar el santuario, al que llaman "el campito". El  25 de septiembre, otro mensaje para Gladys: "La virgen me explicó el significado de las siete estrellas: son las siete gracias que su hijo, Jesucristo, concederá a quien la lleve en su pecho", confiesa. Hasta junio de 1987 se imprimen casi dos millones y medio de estampas de la virgen.
Abril 2 de 1990: cerca de 60 mil sacerdotes de todo el mundo peregrinan al santuario. Cada 25 de septiembre se despliega un mecanismo incesante: ómnibus repletos de fieles, autos particulares, motos, bicicletas. Una muchedumbre hambrienta y sedienta de fe… y vendedores de comida y bebida que hacen su agosto. Año 2003. El récord. Al cumplirse dos décadas de la primera aparición… ¡más de 400 mil almas desde todo el país! Y grupos de mil que llegan a pie desde Buenos Aires: ¡240 kilómetros!
En los últimos días, monseñor Hugo Santiago, el obispo de San Nicolás de los Arroyos, determinó “poner fin, de manera definitiva, a la difusión de los mensajes de la señora Gladys de Motta referidos a la Virgen María en su advocación de María del Rosario de San Nicolás”.
Y aclaró: “Luego de consultar a Roma sobre esta posibilidad, el Vaticano me contestó, afirmativamente, que eso era lo más conveniente para la fe mariana”.
Compartir
Noticias relacionadas
    Mas de Sociedad
      Varias
        COMENTARIOS
        FACEBOOK
        Cargando comentarios...
        Cargando...